En Corto

A punto de morir

Raúl García Araujo

A punto de morir
Marzo 04, 2020 14:58 hrs.
Derechos Humanos Nacional › México Estado de México
Raúl García Araujo › AquiEdomex

Suena la línea telefónica del C4. La operadora pregunta: «¿Cuál es su emergencia?». Del otro lado de la línea, la voz y el mensaje de un niño perturban a la mujer: «Mi papá está matando a mi mamá».

La operadora trata, primero, de calmar al menor para después obtener su dirección y atender la situación. Ella sabe que una madre de familia podría morir a manos de su esposo o exmarido si no actúa rápido. Contacta a la Policía de Género del municipio de Tlalnepantla. Sus diez elementos, todas ellas mujeres, llegan al lugar indicado.

Someten al agresor, dan los primeros auxilios a la víctima y atienden a sus hijos. La llevan a un refugio y la acompañan a presentar su denuncia en la Fiscalía General de Justicia del Estado de México.

Otro caso se escribió precisamente, ahí, en el Refugio para atender a mujeres víctimas de la violencia del municipio de Tlalnepantla. Por motivos de seguridad, llamaremos a la mujer Raquel.

Ella, tocó desesperada y llena de angustia la puerta. Gritó: «auxilio, auxilio». Los encargados del lugar le abrieron. Su rostro estaba desfigurado. Su sangre teñía su ropa de rojo. La tranquilizaron. Le curaron las heridas. Una funcionaria de la localidad narra a este columnista un poco más de esta historia de terror.

El esposo de Raquel le había arrancado, a golpes, la mayoría de los dientes. Esta víctima de violencia de género ahora trata, con la ayuda de psicólogos y otras actividades, de olvidar lo que le pasó y salir de ese trauma. La joven presentó su denuncia en la Fiscalía mexiquense a cargo de Alejandro Gómez Sánchez, y está en manos de ellos, detener y castigar al responsable.

El pasado fin de semana no fue un día de campo para la Policía de Género del municipio de Tlalnepantla. Las llamadas al C4 (53664444) y los rondines que realizan estas mujeres policías, permitieron rescatar a 4 víctimas más de violencia de género, así como detener a cada uno de sus agresores.

Las escenas, cuentan, son de terror. Mujeres, ensangrentadas, menores llorando (hijos de las víctimas). Según el alcalde de la localidad, Raciel Pérez Cruz, en lo que va del año, el trabajo de la Policía de Género ha permitido rescatar y atender a por lo menos 15 mujeres de sus agresores, en la mayoría de los casos, estamos hablando de esposos y exesposos.

Dijo que se brinda asesoría jurídica a las víctimas de violencia, así como apoyo psicológico y se cuenta con un refugio para mujeres en alto riesgo, donde son recibidas en compañía de sus hijos.

Sin duda que falta mucho por hacer, pero creo que es oportuno hablar y reconocer el trabajo que vienen haciendo 10 mujeres que integran la Policía de Género de Tlalnepantla. Su labor ha permitido, hasta el momento, que 15 mujeres, no formen parte de las estadísticas de los feminicidios que ocurren en el país.

De acuerdo con cifras del Sistema Nacional de Seguridad Pública, los asesinatos de mujeres continúan ocurriendo de forma alarmante en todo el país: tan sólo en el primer mes del 2020 ocurrieron 73 feminicidios.

El Estado de México ha sido considerado como la entidad más peligrosa para las mujeres en México. En enero se cometieron cinco feminicidios.

El gobernador de la entidad mexiquense, Alfredo del Mazo, debería de echar un ojo a lo que se está haciendo en Tlalnepantla para atender la violencia de género, en lugar de seguir promoviendo su programa clientelar de «Salario Rosa» que no le servirá de nada para ganar posiciones en las próximas elecciones de 2021, pues su gestión lo colocan como uno de los peores mandatarios de México.

En Cortito: Nos cuentan que ella ya no sabía qué hacer. Sus hijos le pedían de comer, pero en casa ya no había. El papá de los menores los abandonó. Ella logró obtener la pensión alimenticia para sus hijos. Él al enterarse, en un arrebato de ira, la amenazó. Incluso, estuvo a punto de golpearla. Ella quedó paralizada, con mucho coraje e impotencia. Hoy, será la Fiscalía capitalina, a cargo de Ernestina Godoy, la que decida si cita al responsable de la agresión para que rinda cuentas. La denuncia ya está hecha…Al correo de En Corto llegaron fotografías comprometedoras de Juan Antonio Sandoval Aguirre, subdirector de mercados y vía pública de Coyoacán. En una de ellas, se ve al funcionario muy sonriente en compañía de una mujer en lencería, sentada en sus piernas y tocándole uno de los senos. Y mientras el encargado de los mercados se divierte en algún antro de la demarcación, los tianguis de Coyoacán se salen de control: artículos robados, venta de alcohol, medicinas ilegales, drogas y los crecientes enfrentamientos entre grupos de delincuentes, presumiblemente entre la Unión Tepito y el Cártel de Tláhuac. El alcalde/futbolista, Manuel Negrete, en materia de seguridad y para poner orden en los mercados de Coyoacán ha pasado de noche.

Ver más


Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante una vez al mes y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.