1

Octubre 31, 2020 12:09 hrs.

Pacx Villamil › AquiEdomex

Religión Nacional › México Ciudad de México


CIUDAD DE MÉXICO.- 31 octubre 2020. Ante la emergencia sanitaria por la pandemia del COVID-19, la iglesia pidió a la feligresía católica permanecer en casa y seguir a través distintas plataformas digitales las celebraciones de los fieles difuntos el próximo 2 de noviembre.

En La Capital de país la Arquidiocesis de México solicitó a los los Obispos Auxiliares y los Vicarios Episcopales Territoriales hacer uso de la tecnología para hacer llegar la transmisiones litúrgicas a los hogares de los fieles laicos, para que se unan espiritualmente en oración por el eterno descanso de nuestros familiares y amigos que han fallecido.

A través de la páginas de Facebook Desde la fe oficial y ArquidiócesisMx; así como por el canal de YouTube Desdelafeoficial los Obispos Auxiliares trasmitiran la Santa Misa el 2 de noviembre a las 12:00 y 19:00 horas.

Del mismo modo y en concordancia con las disposiciones de las autoridades y al llamado hecho por la Conferencia del Episcopado Mexicano se sugirie a los señores Párrocos y Rectores que, disciernan en aquellos templos donde haya depósito de cenizas, si es posible un acceso organizado de las personas para que puedan rezar, ya sea el día 2 de noviembre, y de preferencia en otras fechas durante el mes de noviembre.

La iglesia recuerda que derivado de la pandemia a nivel mundial la santa sede ha dictado disposiciones sobre el modo de ganar indulgencia plenaria para aquellos que visiten un cementerio y recen por los difuntos aunque sólo sea mentalmente, establecida por regla general sólo en días concretos del 1 al 8 de noviembre, podrá ser trasladada a otros días del mismo mes hasta que acabe.

En suma se obtener la indulgencia plenaria, por la visita y oración (Padre Nuestro, Credo y pedir por las intenciones del Santo Padre) en un cementerio, iglesia u oratorio durante todo el mes de noviembre. Pero incluso, si una persona no pudiera realizar dicha visita por una causa grave, podrá rezar por los difuntos desde su casa (pidiendo además por las intenciones del Romano Pontífice), ante una imagen de Nuestro Señor Jesucristo o de Nuestra Madre Santísima, con la intención de que en futuro y cuando sea posible, se acercará a la confesión sacramental y la comunión eucarística. Con lo cual, la Sede Apostólica manifiesta cercanía con todos los fieles y favorece que permanezcamos en casa y desde allí recemos con fe por nuestros difuntos.

Especialmente para personas mayores y enfermas que por su condición están impedidas para desplazarse podrán obtener la indulgencia plenaria siempre que se unan espiritualmente a todos los demás fieles, completamente desapegados del pecado y con la intención de cumplir cuanto antes las tres condiciones habituales (confesión sacramental, comunión eucarística y oración según las intenciones del Santo Padre), ante una imagen de Jesús o de la Santísima Virgen María

VER NOTA COMPLETA

CONTACTA AL AUTOR

Escribe un comentario directo al autor

SUSCRIPCIÓN

Recibe en tu correo la información más relevante y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.